Regresa Chepo de la Torre al Toluca; habrá limpia en el equipo

Comparte

Explicó que es una realidad que el equipo necesita ser reestructurado y para ello se realiza un evaluación de todos los jugadores, para saber quienes se quedan y quienes no.

Comparte

José Manuel “Chepo” de la Torre regresa a la dirección técnica del Club Deportivo Toluca para darle una fuerte sacudida al equipo y tirar las hojas muertas.

En las instalaciones del estadio Nemesio Diez, Francisco Suniaga y Antonio Nelson Sinha fueron los encargados de hacer la presentación oficial de “Chepo” como el nuevo estratega del equipo escarlata.

“Chepo” aseguró sentirse bien con su regreso a la institución, “ indudablemente me siento como en casa. La verdad que el trato que he tenido ha sido extraordinario y eso te hace sentir muy cómodo. Es un equipo grande y eso también es muy atractivo“.

Respecto a la situación de crisis por la que atraviesan los Diablos dijo que en conjunto con la directiva han realizado un análisis que les ha permitido identificar las necesidades del plantel y de sacudirlo, a fin de reforzarlo y rejuvenecerlo posteriormente.

“Las sacudidas siempre tiran hojas muertas. Eso explica claramente. Eso es una parte importante, es una decisión que es unánime en todos los sectores de la institución”, agregó.

Explicó que es una realidad que el equipo necesita ser reestructurado y para ello se realiza un evaluación de todos los jugadores, para saber quienes se quedan y quienes no. 

En el caso de los canteranos, dijo que la competencia es abierta para todos, los jóvenes que respondan y den la cara estarán jugando.

El contrato de Chepo es por tres torneos, es decir año y medio, pero en todo momento estará sujeto a una evaluación. 

Respecto a la pretemporada informó que el fin de semana viajarán a Cancún, donde enfrentarán a Atlante, para posteriormente regresar a casa donde una vez más jugarán contra los Potros UAEM, después Puebla y finalmente Cruz Azul.

Bajo el mandato de “Chepo” de la Torre, Toluca logró su último título de liga en el Bicentenario 2010.

Tras su salida del equipo escarlata tomó la dirección técnica de la Selección Nacional, logrando el título de la Copa Oro 2011, pero se enfrentó al riesgo no clasificar a la Copa del Mundo Brasil 2014 y fue cesado en las últimas jornadas del hexagonal final.