Floricultores mexiquenses reducen hasta 50 por ciento su producción

Comparte

Afectada por la contingencia sanitaria la producción de cempasúchil y flores ornamentales también se enfrenta a las heladas que causaron daños irreparables a la siembra

Comparte

Floricultores mexiquenses decidieron reducir hasta un 50 por ciento la producción tanto ornamental como de temporada, debido a la contingencia sanitaria provocada por el virus SARS-CoV-2, y es que aseguran las propias necesidades de la nueva normalidad, orillaron a la población a dejar de comprar éste artículo por ser considerado de lujo.

Además de la disminución en la siembra, en el caso del cempasúchil o flor de 20 pétalos, utilizada por las familias mexicanas durante la tradicional celebración de Día de Muertos a celebrarse el 1 y 2 de noviembre, también resultó afectada por las heladas pues dicho fenómeno meteorológico los tomó por sorpresa.

De acuerdo con Mariana, agrónoma y productora en Tenango del Valle, su cosecha tuvo daños irreparables pues el hielo quemó el cultivo, por lo que tendrán que evaluar las plantas que podrían ser rescatadas para la posible venta que permita recuperar un poco de la inversión. 

Sin embargo y pese a las adversidades, asegura que aunque este año será un festejo distinto le emociona pensar que la flor pueda llegar a otra casa para que se valore el trabajo, desvelo y sudor de los productos para ofrecer una ofrenda a sus antepasados.