Skip to content Skip to footer

Angélica busca a su mamá desaparecida en Neza, pide ser escuchada en Palacio Nacional

La señora Josefina desapareció el 3 de septiembre de 2016 cuando salía de sus clases de medicina para dirigirse a su casa

Angélica Dávila Nájera, -hija de Josefina Angélica Nájera Ramírez desaparecida en Nezahualcóyotl a los 58 años de edad-. se plantó en la puerta de Palacio Nacional desde la noche de este martes.

Fotografía: Mercedes Martínez

Ante los nulos avances en la investigación del caso de su madre y de la falta de atención que ha recibido de parte del gobierno municipal y estatal, Angélica pide al presidente Andrés Manuel López Obrador ayuda para encontrar a su madre, que fue desaparecida en el Estado de México. “Aquí voy a seguir hasta que me den una solución”, dijo Dávila Nájera a este medio.

La señora Josefina desapareció el 3 de septiembre de 2016 cuando salía de sus clases de medicina para dirigirse a su casa. Su hija intento comunicarse en varias ocasiones sin que le respondiera la llamada. Cuando llegó a casa, donde vivía con su mamá, se dio cuenta que estaba habitada por personas desconocidas; las cerraduras fueron cambiadas “y ya ni la llave entraba”, relató Angélica. Desde ese momento también ocurrió la desaparición de su madre, sin que hasta el momento tenga noticias de ella.

“Nos despojaron de esa propiedad gente completamente ajena a la familia. Y posiblemente sean autoridades corruptas las que están poniendo la pata para que no suceda la entrega de la casa y para que yo no encuentre a mi mamá. Mientras, los delincuentes muy tranquilos despojan casas, muy tranquilamente hacen de las suyas, son gente cruel que no se toca el corazón”, expresó.

A cuatro años de búsqueda, Angélica pide que cese la negligencia y la corrupción de las autoridades que impide la localización de su familiar. “Que no me pongan la pata para la investigación, que me la encuentren. Le pido a AMLO, que dice que hay presupuesto ilimitado para los casos de desaparición, que de verdad aplique lo que dice, que si falta personal para resolver los casos que lo contrate, que se compre equipo, que si es necesario que personal extranjero venga a capacitarnos que vengan”.

De igual forma, lamentó que en México exista una sociedad donde “es imposible vivir como mujer, porque estamos corriendo peligro, viviendo en peligro, sobreviviendo y tratando de sobrevivir y protegernos de tanta violencia en el Estado de México y en el resto del país”.

Durante su estancia frente a las puertas de Palacio Nacional, Angélica fue atendida por el departamento de Atención Ciudadana, que le pidió tener paciencia “porque son muchos los casos”.

“A nivel estatal y municipal, ya hemos recibido omisión y pretextos (…) siempre hay algo que no deja que avance el caso, se vienen las juntas, se vuelve a tratar los temas, pasan los meses, pasan los años, estamos cansados de darnos cuenta que no avanzan, ya sea porque están con kilos de trabajo o porque nos dicen que están mal pagados, que no tienen el equipo suficiente (…)”

Tras agotar todas las instancias posibles, Angélica urge a que su mamá sea encontrada con vida. “Pido por mi mamita y por todos los casos”.

“AMLO, por favor, ponte en los pies de las mujeres, entiende nuestra manera de ver y de sufrir a nuestro desaparecidos, los feminicidios, y a los hijos asesinados. Pido a AMLO que tenga corazón, empatía, que se ponga en nuestros pies y que cumpla lo que promete”.

Durante el plantón, Angélica es acompañada por activistas y otras víctimas como la señora Silvia, quien pide justicia por su hijo Alan que fue asesinado en el estado de San Luis Potosí, sin recibir justicia hasta ahora. Como parte de su estancia a las afueras de Palacio, la mujer se desnudó frente a las puertas del recinto nacional para gritar “Justicia”, pues de igual forma, ya ha agotado las diferentes instancias posibles.