Skip to content Skip to footer

Europa vacuna contra el covid-19 a ritmo desigual

Las cifras globales esconden importantes diferencias entre los países más ricos de un continente y los más pobres

La campaña de vacunación contra el covid-19 avanza de forma muy desigual en Europa, donde los países más desfavorecidos, en su mayoría situados al este, acumulan mucho retraso con respecto a los países ricos del oeste, una disparidad que preocupa a la Comisión Europea y a la OMS.

A día de hoy, se suministraron cerca de 845,4 millones de dosis en Europa (Turquía y Rusia no están incluidas), lo que suponen 99 inyecciones por cada 100 habitantes, según un balance establecido por la AFP a partir de fuentes oficiales el martes 13H00 GMT. 

Un poco más de la mitad de la población europea (53,5%) recibió una dosis, y el 47% tiene la pauta completa. 

Estos datos sitúan a Europa como la segunda zona del mundo con más habitantes vacunados, por detrás de Estados Unidos/Canadá (donde se administraron 115 por 100 habitantes), y muy por encima de Asia (77 por 100) que completa el podio. 

Tal vez te interese: OMS se alarma ante aumento de muertos por el covid-19 en Europa

Pero estas cifras globales esconden importantes diferencias entre los países más ricos de un continente y los más pobres.

Según las categorías del Banco Mundial, 34 países de Europa (de 51) se consideran que tienen ingresos “elevados” (la mayoría de los de la UE, Reino Unido, Noruega y Suecia). Estos países administraron de media 122 dosis por 100 habitantes, dos tercios de su población (66%) tiene una dosis de la vacuna y el 60% las dos.

La media mundial se sitúa en 68 dosis por 100 habitantes.

El resto de países europeos, considerados de ingresos “intermedios”, pusieron la mitad de dosis, 63 por cada 100 habitantes. De media tienen solo a un tercio (34%) de sus ciudadanos con una dosis y 27% con la pauta de vacunación completa.

Una diferencia que se observa incluso dentro de la Unión Europea. Bulgaria, único país del bloque con ingresos “intermedios” es, de lejos, el que menos vacunó, con solo el 17% de su población completamente inmunizada. 

Aunque no faltan las dosis, su campaña, dirigida desde Bruselas, se enfrenta a una gran desconfianza de la población.

Fuera de la UE, los países europeos que menos vacunaron sufren tanto de la falta de dosis como del escepticismo de sus ciudadanos. 

Armenia (3% con las dos dosis), Ucrania (9%), Georgia y Bosnia-Herzegovina (11% cada uno), están entre los últimos países del continente en poner en marcha su campaña de vacunación, entre febrero y marzo.

Estas cifras contrastan con los países que mejor gestionaron sus campañas: Portugal (73% con pauta completa), Dinamarca (71%), España (69%), Francia (65%) y Reino Unido (63%).