Por la pandemia 103 alumnos de la UAEMex perdieron a sus padres o tutores

Entre junio y septiembre del año en curso, 265  alumnos de la Universidad Autónoma del Estado de México perdieron  a su padre, madre o tutor. Del total de esos fallecimientos, 103 tuvieron como causa el covid-19, por lo que recibieron un apoyo especial por parte de las autoridades universitarias. A través de la  Exención Seguro de Estudios Universitarios estos jóvenes podrán continuar con su formación académica.

Además, la UAEMex también se encargó de cubrir la totalidad de la inscripción de aquellos estudiantes cuyas familias  se vieron afectadas económicamente por la pandemia y no contaban con los recursos suficientes para realizar ese pago. 

“A través del Apoyo Extraordinario de Reinscripción para atender la contingencia provocada por la COVID-19, se benefició a  207 alumnos de los cuales 22 están inscritos en el nivel medio y 185 en el nivel superior”, reporta la institución a través de su área de Comunicación Universitaria.  En este rubro se destinaron 11 millones de pesos, de acuerdo con lo que establece el artículo Cuarto del Reglamento de Becas, Apoyos y Estímulos de la UAEM.

“La integración del presupuesto de becas, apoyos y estímulos de la Universidad estará determinada por la asignación anual de los recursos otorgados por los subsidios federal y estatal, así como por la integración de los ingresos propios, adicionándose recursos derivados de aportaciones, donaciones, fuentes alternas de financiamiento y otros subsidios que se otorguen para tal fin”, destaca el reglamento.

Para obtener esta ayuda era necesario demostrar que “el padre, madre o tutor del que dependiera económicamente haya tenido que solicitar un crédito de rescate al negocio familiar derivado de la contingencia. Los estudiantes que sostengan sus estudios y hayan perdido su empleo durante el periodo de contingencia, y que la suma de ingresos mensuales familiares o propios no exceda los diez mil pesos”.

Otros dos mil  959 estudiantes universitarios se beneficiaron con el Apoyo Exención de Pago de Inscripción que normalmente se otorga cada semestre, como una medida para ayudar a quienes tienen dificultades para cumplir con el pago respectivo. El apoyo se brinda de acuerdo con el promedio escolar que tuvo el alumno el semestre anterior y solo si no cuenta con alguna otra beca. 

Sin embargo, hay estudiantes que no están de acuerdo con que solo algunos hayan recibido ese tipo de ayuda económica. Victoria Ponce, por ejemplo, escribió en el muro de Facebook del rector Alfredo Barrera: “apoyo sería que las becas fueran para todos, todos tenemos la necesidad ahorita porque si se le olvidó, nos cobró la inscripción COMPLETA (entre 2 mil 200 y 2 mil 500 pesos), además de que le llegó más presupuesto para éstas”.

Ante las reacciones negativas que recibió, la inconforme  replicó que al igual que otros estudiantes que se esfuerzan por no dejar sus estudios, merece una beca:

“No pido que me mantengan como a los NINIS, pido que el apoyo sea digno de todos nosotros, no es posible que no apoyen con todo lo que cobraron a los estudiantes y al gobierno, además de todo ese presupuesto que este año no se gastó por haber cerrado instalaciones -77 millones de pesos-”.