Skip to content Skip to footer

¡Si te llaman, denúncialos!

Cada semana se reportan llamadas que pretenden extorsionar a restauranteros mexiquenses

La contingencia sanitaria y el estrecho contacto que se mantiene con las autoridades de seguridad pública han evitado que el sector restaurantero del Estado de México enfrente una situación crítica en materia delictiva, si bien sí se han cometido algunos robos, estos han sido menores. Pese a ello, lo que ha predominado en los últimos meses son los engaños telefónicos.

Patricio González, presidente de la Asociación de Bares y Restaurantes de la entidad (Asbar), dio a conocer que no se trata de extorsionadores profesionales porque en la mayoría de los casos no se concreta el hecho y la persona que intenta sorprender a los empresarios no recibe dinero.

“No son grupos delictivos que se dediquen a esto, es gente oportunista que no tiene trabajo y ante la falta de información pretenden tomar a alguien desprevenido en su negocio o en su casa, y cae en la trampa”, declaró a AD Noticias.

Señaló que cada semana, dentro del chat que mantienen con el C5, se reportan dos o tres casos de empresarios que reciben ese tipo de llamadas y en lugar de seguirles el juego lo notifican y se les da atención inmediata.

“Estos engaños se previenen mucho teniendo contacto directo con las autoridades”, expresó.

El presidente de Asbar también mencionó que al no efectuarse el intercambio de dinero tampoco se consuma el delito de extorsión y solo se queda en un engaño telefónico que ya no es investigado como tal.

“Nos ha servido mucho el acercamiento que tenemos –con las autoridades de seguridad- para que ninguna de estas llamadas haya prosperado y no se haya hecho ningún pago”, manifestó el representante de más de mil afiliados a la Asbar.

Refirió que en las últimas semanas la asociación que encabeza no ha recibido ningún reporte grave de sus integrantes en materia delictiva, aunque no han faltado incidentes leves como el hecho de que se roben celulares en algún descuido o que por las noches ingresen a los locales y se roben las pantallas, pero no se han registrado asaltos a mano armada.

“Hace dos años una banda se metió a robar a cinco restaurantes en el valle de Toluca. Era gente armada. La banda se capturó en su momento y desde entonces no hemos tenido casos así”.

Consideró también que los asaltos en el sector disminuyeron debido a que los negocios estuvieron cerrados por la pandemia, esto, además, aunado a que cuentan con el botón de pánico y el contacto directo, vía chat, con la Secretaría de Seguridad.