Violencia e inseguridad a bordo del transporte público del Edomex

Por: Victor Castillo

El Estado de México tiene una de las tarifas más altas en el transporte público a nivel nacional. Aunque las autoridades aseguraron que el servicio de transporte público mejoraría con el aumento del pasaje, esto no se refleja; por el contrario, la violencia, accidentes y muertes causados por autobuses continúan siendo habituales.

En el 2015 Claudia Altamirano, desde la revista Nexos, escribió sobre la situación de los millones de usuarios de transporte público que se desplazan diariamente en la zona metropolitana del Valle de México. Usuarios cansados y estresados por recorrer largas distancias en autobuses inseguros y con tarifas costosas. 

“El dolor es el nuevo parámetro de medición del tráfico en las grandes metrópolis. Duele la inversión de tiempo, gasolina o pasajes, y el desgaste emocional por desplazarse dentro de una urbe”, precisa. 

Después de 6 años y una pandemia, la Ciudad de México ha ejecutado cambios importantes en su movilidad, incluidos algunos retrocesos; sin embargo, el Estado de México se ha quedado anclado en la estampa pintada por Altamirano en su artículo “La ciudad más dolorosa del mundo para transportarse“.

La construcción del cablebús, el fondo para la movilidad sustentable, ciclovías emergentes durante la pandemia, la instalación de algunas cámaras de seguridad; nuevas rutas y unidades más modernas para el Mexibús son los avances en materia de movilidad en el Edomex. Sin embargo, contrastan con el incremento de muertes viales, precariedad en el servicio, transporte irregular, asaltos, tarifas altas y malas condiciones para los choferes.

Transporte masivo

Gran porcentaje de habitantes de municipios como Nezahualcóyotl, Ecatepec, Tultitlán, Atizapán, Naucalpan, Cuautitlán Izcalli e, incluso, Toluca tienen que trasladarse diariamente a sus trabajos en la capital del país. Pese a esto los sistemas masivos de transporte no han sido prioridad durante las últimas dos administraciones.

Ante la saturación de los sistemas con los que cuenta la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, jefa de gobierno de la CDMX, ha expresado la necesidad de que se coordinen acciones entre las dos entidades. Principalmente, para disminuir el problema que tiene sus orígenes en el contraste, no solo de salarios, sino de desarrollo entre la Ciudad y el Estado de México.

“Pues no estaría mal la verdad, la Línea A, la Línea B terminan en el Estado de México, la Línea 2 termina en el límite del Estado de México, la Línea 3 termina en el límite del Estado de México (….)  Así que no estaría mal que este servicio, su operación también la combináramos con el Estado de México”, expuso la mandataria el pasado 7 de febrero.

 

Mira: No estaría mal que Edomex contribuyera a costos del Metro: Sheinbaum

 

Actualmente el Estado de México cuenta solo con 3 sistemas masivos de transporte público, el Tren Suburbano, el Mexibús y el Cable Bus, sin contar la construcción del Tren Interurbano México – Toluca que es una obra federal y que lleva un retraso, hasta el momento, de 4 años.

Muertes causadas por el transporte público

El modelo hombre camión ––que se refiere a la concesión por unidad y no por ruta–– es con el que operaban los vehículos de mediana capacidad; sin embargo, fue reemplazado por un modelo de concesión por rutas que hasta la fecha no ha dado ningún resultado. Desde la reforma a la Ley de Movilidad en el 2015, los accidentes relacionados con el transporte público curren todos los días, algunos de estos han cobrado la vida de los peatones. 

En los primeros 6 meses del año 7 mil 461 personas perdieron la vida en accidentes de tránsito según datos del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP). 

De acuerdo con la asociación civil #ManuVive, 8.2 por ciento de las muertes registradas de peatones y ciclistas en el país fueron provocadas por vehículos de transporte de pasajeros, mientras el 2.6 por taxis. Además, se estima que 6 de cada 10 muertes en siniestros viales corresponden a peatones o ciclistas.

La cifra oficial es incierta, este medio ha solicitado en diversas ocasiones conocer el número exacto de víctimas del transporte público en el Estado de México; pero la fiscalía argumenta que no cuenta con la información. 

Violencia en el transporte público

La violencia es otra de las constantes en la movilidad en la entidad. Durante los primeros 6 meses del año se denunciaron 4 mil 741 asaltos en el transporte público; el transporte colectivo es el más golpeado con 4 mil 93 reportes de los cuales 3 mil 748 ocurrieron con uso de la violencia, de acuerdo a cifras del SESNSP. 

 

Lee: Feo, caro, inseguro y sucio, así es el transporte público en el Valle de Toluca

 

La violencia con la que se cometen los delitos resulta, ocasionalmente, en homicidios o lesiones para choferes, pasajeros e incluso para los mismos delincuentes.

Estos son algunos casos que ocurrieron en los últimos 4 meses, de acuerdo con notas de diversos medios de comunicación: 

  • El 7 de mayo en Nezahualcóyotl un pasajero fue asesinado al resistirse a un a asalto
  • El 2 de junio fue asesinado un chofer del transporte público, también en Nezahualcóyotl
  • El 9 de junio un pasajero perdió la vida durante asalto a bordo de transporte público en La Paz
  • El 9 de julio un militar fue ultimado en asalto a camioneta de transporte público sobre la México-Pachuca
  • El pasado 3 de agosto falleció un presunto ladrón durante asalto a transporte público en Edomex

Según información de la Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana (ENSU) de junio del 2021, más del 85 por ciento de los ciudadanos que viven en el Estado de México dijeron sentirse inseguros en el transporte público. La cifra cobra relevancia si tomamos en cuenta que alrededor del 60 por ciento de los viajes realizados en la entidad se hacen por medio de este transporte como indican los datos del Centro Mario Molina.

Transporte irregular

Tan solo en el Valle de Toluca existen al menos dos modalidades de transporte público que no están regulados por la Ley de Movilidad y acaparan más del 11 por ciento de los viajes realizados, de acuerdo con el documento Análisis y propuesta de movilidad Zona Metropolitana de Toluca del Centro Mario Molina.

Para el arquitecto Dante Álvarez, el surgimiento de estos transportes irregulares proviene de la falta de un sistema de transporte público eficaz. Las consecuencias de este problema van desde el hacinamiento, robos, violaciones y hasta feminicidios.

Nuevos transportes

Con la llegada de sistemas de transporte público privados como las plataformas de Didi, Uber y In Driver se presentaron nuevos problemas para la movilidad. Ante la entrada de estas plataformas se ofrecieron bonos atractivos para aumentar el grueso de las flotillas que, consecuentemente, terminaron con una oferta desmedida ante una demanda que se desplomo durante la pandemia.

Los conductores han denunciado robos, secuestros e incluso asesinatos de sus compañeros y han reprochado a las directivas de las aplicaciones la falta de protocolos en pro de la seguridad de sus “socios conductores”. También, los usuarios han sufrido por falta de normativas que regulan la actividad de estos servicios.

 

Mira: Encuentran sin vida a Rodrigo, su familia lo buscaba desde el viernes

Servicio de mala calidad

La Ley de Movilidad de Estado de México establece como prioritaria la movilidad no motorizada, peatones, ciclistas y personas con discapacidad; pero estos son los grupos más rezagados desde la aplicación del presupuesto. 

Pese a los recientes incrementos en la tarifa del transporte público en la entidad, los choferes laboran en condiciones precarias; tienen jornadas de hasta 16 horas y salarios que rondan los 350 pesos diarios. Los conductores de plataforma y taxistas enfrentan un panorama similar, jornadas mínimas de 12 horas sin seguridad social, tarifas injustas o contratos colectivos de por medio.

Durante la pandemia algunos estados como Mérida, Guadalajara, León y la Ciudad de México implementaron alternativas para la movilidad sustentable. A nivel federal la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano recomendó la pacificación de la movilidad, acciones; ampliación de banquetas y creación de ciclovías.

El objetivo es promover la movilidad activa y evitar contagios por el hacinamiento en el transporte público; no obstante, en el Edomex estas recomendaciones fueron tomadas de manera laxa y su avance ha sido lento.

 

Mira: Retoman construcción de ciclovía en Paseo Colón

 

Tenemos la tarifa más alta del centro del país mientras es uno de los transportes peores calificados. Somos de los pocos estados que no tienen descuentos para personas de la tercera edad. Hay sobreoferta de unidades, cuando tu pagas tu pasaje pagas también los lugares vacíos, esto también genera emisiones, hay que recordar que Toluca es una de las ciudades más contaminadas. Tampoco hay transparencia, pese a que las concesiones son públicas no se sabe cuanto ganan los transportistas…”, explicó Dante Álvarez haciendo alusión del gran número de problemas que trae consigo el transporte público más doloroso del país.