Skip to content Skip to footer

Firman convenio de colaboración Ayuntamiento de Zinacantepec y Derechos Humanos

El Palacio Municipal de Zinacantepec fue sede de la Primera Sesión Itinerante del Consejo Consultivo de la Codhem.

Cualquier actividad pública debe hacerse con un tamiz de derechos humanos, que es la razón de ser del interés general, puntualizó la presidenta de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de México (Codhem), Myrna Araceli García Morón, ante el Cabildo de Zinacantepec, encabezado por el presidente municipal Manuel Vilchis Viveros.

Agradeció al Ayuntamiento de Zinacantepec por permitir que el Palacio Municipal fuera la sede de la Primera Sesión Itinerante del Consejo Consultivo del organismo defensor, y por la invitación a la Sesión Ordinaria de Cabildo para atestiguar la elección del Defensor Municipal de Derechos Humanos José Roberto González Fabián y firmar un convenio general de colaboración.

Te recomendamos: Investiga Derechos Humanos del Edomex a policías estatales por agresión en Zinacantepec

En la Sesión Itinerante del Consejo Consultivo, García Morón explicó que es la primera vez que el máximo órgano deliberativo de la institución, que tiene su razón de ser en la ciudadanía, salió de la sede central de Toluca, y anunció que esta acción se replicará en otros municipios, pues lo que la sociedad hoy necesita, son espacios deliberativos e incluyentes, políticas públicas y acompañamientos de una institución como la Codhem.

Firma de convenio de colaboración general. / Foto: Especial

Durante la XIV Sesión Ordinaria de Cabildo, reiteró que la gente no abraza, no defiende y no discute lo que no conoce, por ello, reconoció la difusión y divulgación de los derechos en su esencial contenido que realiza el gobierno municipal de Zinacantepec.

En su intervención, el presidente municipal Manuel Vilchis Viveros expresó su absoluta voluntad para trabajar en equipo con la Codhem y generar la sinergia para las acciones que se emprendan, además de asegurar que su administración garantizará los derechos humanos tanto de los servidores públicos como de la ciudadanía en general, y no habrá tolerancia para malas prácticas, pues el respeto a la dignidad de cada persona es un deber de todas las autoridades.

*IP