Skip to content Skip to footer

Inician operativos de la Guardia Nacional en Jiquipilco para detener tala ilegal

La tala ilegal en el bosque de Jiquipilco ha crecido en los últimos meses; pobladores esperan que al intervenir la Guardia Nacional el problema disminuya

Una decena de elementos de la Guardia Nacional en conjunto con vecinos organizados de Acción colectiva Jiquipilco, policías municipales y estatales realizaron un recorrido para identificar puntos rojos de tala ilegal en el bosque de ese municipio, que permitirán el diseño e implementación de operativos continuos.

Para entender mejor: La muerte del bosque de Jiquipilco

Vecinos del municipio y elementos de la Guardia Nacional trabajan para frenar la tala ilegal en Jiquipilco / FOTO: Especial

Jiquipilco, el lugar de las alforjas

Jiquipilco se encuentra a 31 kilómetros al noroeste de Toluca; colinda al norte con Villa de Carbón, al sur con Temoaya y al este con Nicolás Romero. El Informe anual sobre la situación de pobreza y rezago social 2021 señala que el grado de rezago en Jiquipilco es bajo y que la principal carencia que experimentan sus habitantes es en el acceso a la seguridad social

Jiquipilco se encuentra al noroeste de la capital mexiquense / Imagen: Especial

La Enciclopedia de los Municipios y Delegaciones de México señala que en esta zona predominan dos tipos de vegetación: el bosque siempre verde tipo mixto, en la parte serrana, constituido por oyamel, ocote y cedro; y el bosque de encimas de hoja caduca, donde son frecuentes el encino, fresno, bellota, palo santo, madroño y planicies de pastizales. 

Su superficie boscosa forma parte de la zona de reserva del parque Zempoala-La Bufa, que se denominó parque otomí-mexica del Estado de México. 

Primer recorrido conjunto en el bosque de Jiquipilco

La operación comenzó desde las primeras horas del 15 de diciembre. Aproximadamente 30 personas oriundas de Jiquipilco, junto con una decena de integrantes de la Guardia Nacional, policías estatales y municipales partieron de la plaza cívica de esa demarcación hacia el parque otomí-mexica.

Si los vecinos no hubieran denunciando y protestado por el aumento de la tala ilegal en el bosque, no habrían logrado el acuerdo con el coronel Anselmo Santiago Velasco.

A este primer recorrido —que se prolongo durante gran parte del día— se sumaron representantes del Comisariado de Bienes Ejidales de Tlazala, en el Edomex, quienes solicitaron que también se incluyera una parte del área de su municipio en la visita, expresó Apolinar Ángeles Jacinto, uno de los representantes de Acción colectiva Jiquipilco.

La tala en los bosques de Jiquipilco se ha intensificado en los últimos meses / FOTOS: Especiales

En el trayecto encontraron una nueva zona donde la tala se intensificó durante estos meses. La Guardia Nacional se comprometió a concentrar sus esfuerzos y recorridos en este sector. También pasaron por un área en la que había un aserradero que desmantelaron pobladores de Tlazala, molestos por la tala.

En ese aserradero hubo un conflicto con Tlazala, los habitantes tiraron las bardas, picaron los cimientos de la casa, destruyeron todo”, dijo en entrevista Apolinar Ángeles.

Cabe señalar que este recorrido de la Guardia Nacional no es el primero que se realiza en los bosques de Jiquipilco, el pasado 29 de septiembre participaron en un “macro operativo” conjunto con diferentes corporaciones policiacas; sin embargo la acción no tuvo ningún resultado, solo sirvió como un acto mediático hecho a plena luz del día.

En esta ocasión el recorrido permitió a la Guardia Nacional identificar puntos específicos para definir operativos estratégico en distintos días y horarios. Según sus propios planteamientos, estas acciones deberán garantizar resultados.

Un problema que se profundiza

De acuerdo con la plataforma Global Forest Watch (GFW), de 2002 a 2020 Jiquipilco ha perdido 112 hectáreas de cobertura arbórea. Pero esta cifra podría se mayor si se considera que GFW solo registra los cambios en la cobertura que superan los 30×30 metros.

GFW también registra que durante el último año las alertas de incendios fueron inusualmente altas en comparación con años anteriores desde 2012. Esto coincide con las denuncias de los pobladores de Jiquipilco quienes señalaron que ha habido incendios provocados por los talamontes.

Hay un diagnóstico similar para los municipios contiguos. En ellos se han registrado pérdidas forestales, aunque sus bosques están inscritos en el Área Natural Protegida Parque Ecológico, Turístico y Recreativo Zempoala-La Bufa denominado Parque Otomí-Mexica del Estado de México.