Skip to content Skip to footer

Lo mejor del Se dice que

La conducta pública de la maestra Delfina da mucho qué pensar. Quizá su comportamiento corresponda a que ella sabe algo que todo los demás ignoramos

Algo ha dejado claro el senador Higinio: que trae una buena bolsa de dinero. Los eventos masivos que organiza no son gratis, cuestan y bastante. En las semanas recientes ha gastado una millonada que no podría pagar con su salario de senador. Tiene patrocinadores. La autoridad electoral está obligada a investigar.

*

La conducta pública de la maestra Delfina da mucho qué pensar. Quizá su comportamiento corresponda a que ella sabe algo que todo los demás ignoramos. Apacible, callada, discreta, de todos los aspirantes de Morena es la que menos dice o hace, al menos ante los ojos de todos. Quizá entiende que para ser no necesita más que esperar. Puede ser también que esté a la espera de una señal de su jefe y no la ha recibido. Delfina es una buena persona, más allá de lo que en arena política se quiera construir sobre su imagen. No, no hará conflicto si no es.

*

Enrique Vargas y Ana Lilia no solo tienen una magnifica relación personal, también comparten apoyos políticos financieros. Sí, no son pocos los personajes de la élite que ven con muy buenos ojos a cualquiera de los dos como candidatos de la alianza, prácticamente les da lo mismo si es ella o él. Pero si no logra la colación de los partidos, también estarían felices con Ana por el PRI y Enrique por el PAN, jugarían con las dos opciones.

*

Latinus, la plataforma de contenido propiedad del priista Roberto Madrazo y familia, se empeña por influir en el proceso electoral del Estado de México. En apenas un par de meses ha hecho pasar por sus estudios de grabación a Ana Lilia Herrera, Higinio Martínez y Juan Zepeda para que exterioricen con comodidad propagandística sus deseos de la candidatura de sus respectivos partidos. Madrazo –habría que recordar– es muy cercano a las acaudaladas familias Hank y Alcántara, igual que al expresidente Carlos Salinas o en el exgobernador Emilio Chuayffet.

*

La fuerza política del magisterio estatal es incomparable. Sin exagerar, tendría poder para desestabilizar cualquier gobierno. Más de 240 mil profesores con pensamiento crítico serán siempre un factor a considerar. No es gratuito que el estrés que genera la negociación salarial en curso prenda alertas. Los sindicatos están en calma aunque algunas voces traten de azuzarlos. No habrá problema, menos conflicto. El secretario de Educación, Gerardo Monroy, ha hecho bien su trabajo, quizá donde se esté generando un poco de tensión es en Finanzas, pero esa película tendrá final feliz en unos días.