Skip to content Skip to footer

Muere “Carlos”, uno de los osos más longevos del zoológico de Chapultepec

Las causas del fallecimiento de “Carlos” se debieron a la presencia de una insuficiencia cardiaca, la cual se produce cuando el funcionamiento del corazón ya no está en óptimas condiciones

Carlos, uno de los osos de antifaz más longevos del zoológico de Chapultepec, falleció a causa de una insuficiencia cardíaca congestiva y cambios degenerativos asociados a su edad.

La Secretaría del Medio Ambiente (Sedema) de la Ciudad de México dio a conocer el pasado 28 de abril el lamentable fallecimiento de “Carlos”, uno de los ejemplares más longevos pertenecientes a la especie de osos andinos o mejor conocidos como osos de antifaz por sus características manchas alrededor de los ojos.

De acuerdo con datos de Sedema y el zoológico de Chapultepec, las causas del fallecimiento de “Carlos” se debieron a la presencia de una insuficiencia cardiaca, la cual se produce cuando el funcionamiento del corazón ya no está en óptimas condiciones y ya no es capaz de bombear la sangre como debería; y a cambios degenerativos asociados a su edad.

“Carlos” era originario del zoológico de Jersey, Reino Unido, pero el 11 de julio de 1995 como parte de los esfuerzos de conservación de la especie viajó a México para ser parte del zoológico de Chapultepec. Mismo en el que un año después conocería a Arica, con quien procreó alrededor de 11 crías.

“Carlos” nació en el Zoológico de Jersey, Reino Unido, donde permaneció cerca de dos años antes de su arribo al territorio mexicano ” (Foto: [email protected]) (Foto: [email protected]_CDMX)

De acuerdo con un Tweet de la Sedema en su página oficial, “Carlos” superó las expectativas de vida, ya que por lo general en vida silvestre la especie andina solo llega a alcanzar la edad de 20 años, superando casi por la mitad el periodo de vida estimado de esta especie.

La especie de osos andinos se caracterizan por manchas alrededor de los ojos, además de ser el único integrante de la familia Ursidae en sudamérica. Los osos andinos por su naturaleza es una especia endémica de la región semitropical de los Andes, en altitudes de hasta 4 mil 700 metros sobre el nivel del mar.

Su área de distribución actualmente abarca los países de Venezuela, Colombia, Ecuador, Perú, Bolivia y posiblemente Argentina. Se encuentra clasificado como vulnerable por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN), ya que sus poblaciones están decreciendo debido a la pérdida de su hábitat y a las actividades humanas. Se calcula que su población ha disminuido un 30% en las últimas décadas”, agregó la Sedema.

Los cuidadores de animales, biólogos, médicos veterinarios y el resto del personal lamentamos la pérdida de ‘Carlos’, a quien recordaremos como un gran embajador de su especie y de la fauna característica de nuestros países hermanos de Sudamérica”