Skip to content Skip to footer

Se dice que

De la amistad entre ambos no hay duda, se quieren bien desde hace mucho tiempo. De sus filias políticas tampoco, ambos fueron formados en la fragua montielista

A Gustavo Cárdenas lo propuso Ricardo Aguilar como coordinador del grupo de diputados federales mexiquenses, esa fue la vía y nadie se opuso. Un mes después le cambian abruptamente, no a promoción de sus pares, sino por obvia decisión de quien manda en el PRI en el Estado de México. Frente a la ausencia de información, la especulación. Hay dos conjeturas: a) que Gustavo Cárdenas podría convertirse en el próximo dirigente estatal del PRI y de allí su silencio tragándose el oso; b) que fue un ajuste de cuentas por faltas a la lealtad. Lo único demostrable es que el cargo es muy chiquito en jerarquía política. En otras palabras, quienes se alteran con ese tipo de movimientos se ahogan con poco pinole.

*

Una de las lecturas que se da al ascenso del diputado Miguel Sámano de diputado a coordinador de grupo es que beneficia a su compañera de bancada Ana Lilia Herrera en su acariciado anhelo de ser candidata a gobernadora. De la amistad entre ambos no hay duda, se quieren bien desde hace mucho tiempo. De sus filias políticas tampoco, ambos fueron formados en la fragua montielista. No es secreto que en la sucesión anterior Ana Lilia buscó abiertamente ser candidata con el impulso de Luis Videgaray, Aurelio Núño y Eruviel Ávila, quien le coordinó entonces la agenda fue el propio Sámano. Sí, si a uno le va bien, al otro también.

*

El Grupo Hidalgo que encabeza el senador Miguel Osorio Chong impulsa desde hace tiempo un proyecto político de largo aliento con sus amigos y asociados mexiquenses para intentar reinstalar al PRI en la presidencia de la república que tiene como primer reto conservar la gubernatura de su natal estado el próximo año y la del Estado de México en 2023.

*

Caro ha costado a la maestra Delfina el desliz de la “Carta Compromiso de Responsabilidad” para el regreso presencial a clases. Vulneró la confianza que el presidente López Obrador le tiene. La chamaquearon, abusaron arteramente de su buena fe que, no pocas veces raya en la candidez. Eso fue lo que molestó a AMLO y se lo dijo, no puede descuidarse como secretaria de Educación y menos como aspirante a gobernadora de unos de los estados más importantes y complicados.

*

Juan Zepeda se ha consolidado como el hombre naranja en el Estado de México. Movimiento Ciudadano le ha entregado el control de cara a la sucesión en la gubernatura. El senador que la elección anterior trabajó para Ricardo Anaya está de regreso con más fuerza que antes en el PRD. Zepeda ha dicho que si logra los acuerdos necesarios el Estado de México podría tener a su Samuel García en 2023.