Apariciones

"Sr. Tiburón", la venganza del poder (séptima parte)

#LoQueRecordNoQuisoPublicar

 

Por Ignacio “El Fantasma” Suárez

Van a cumplirse tres años de la desafiliación de los Tiburones Rojos del Veracruz y en esta telenovela llena de tráfico de influencias, corrupción de jueces, de ministerios públicos, de abogados, notificadores, dobles discursos, traiciones, mentiras y medias verdades están atrapados decenas de familias a las que nadie ve, nadie escucha y no le importan a nadie. 

Ellos son, por así decirlo, los damnificados del Tiburón; jugadores, aguadores, exdirectivos, personal administrativo, jardineros. Ellos y sus familias quedaron atrapados sin recibir ingresos, a raíz del conflicto que se desato con la desafiliación. Los dos bandos se lavaron las manos, Doña Fede culpo a Kuri Grajales y el empresario a Doña Fede, ambos desde aquel ya lejano momento presumieron inocencia y hoy lo siguen haciendo, pero a sus acreedores esto de nada les sirve, los han dejado abandonados ya casi tres años.

¿Y el dinero apa?

En la cuarta entrega de este serial, le preguntamos a Kuri Grajales directamente eso, si acaso no le remordía la conciencia por haber dejado en el desamparo a toda esa gente por no pagar la fianza. El empresario recluido en Almoloya, desde ya hace 10 meses, se dijo una víctima más. En síntesis, categórico preguntaba: ¿dónde quedó ese dinero? ¿Quién se lo quedó? ¿Por qué no se utilizó para pagarles a ellos en lo que se dirimía en juicio el conflicto?

Aquí yo soy víctima y los jugadores y la gente que laboraba en el club también. La federación se robó el dinero, así con esas palabras…”, me dijo enfático Fidel Kuri. 

El portal medio tiempo.com publicó esta misma semana un artículo, en donde el jugador Rodrigo López cuenta precisamente el infierno que vivió y ha vivido por la falta de pago desde entonces:

“Mucha gente nos prometió muchas cosas, el señor (Enrique) Bonilla –expresidente de la Liga MX– nos habló y nos dijo: si no hacen esto, no les van a pagar. Yo al señor Kuri lo respeto y nos dijo que nos iba a pagar, pero yo no sé en qué situación estaba, pero la Liga y la Asociación debieron mostrar respaldo. La Liga tampoco hizo nada para arreglarlo; pero cada que nos juntábamos para hacer ruido salía una nota de Álvaro Ortiz que decía que ya pronto nos iban a pagar y cuando preguntábamos nadie sabía en la Federación; entonces, solo lo hacían para callarnos un poco y ya llevo tres años…” 

El engaño de Yon

Viene entonces la necesidad de hacer una retrospectiva de los hechos, porque dichos ya hay muchos. Sobran el verso y las promesas, pero faltan los pagos que siguen sin aparecer. Por principio de cuentas y de lo que NO hay ninguna duda es que Yon de Luisa, como presidente de la Federación Mexicana de Futbol, quiso engañar a todos dándose golpes de pecho haciendo caravanas con sombrero ajeno. En lugar de pagar con los millonarios ingresos de la institución que él preside o los de la Liga Mx, se le hizo fácil tratar de quedar bien con la opinión pública y utilizó el dinero que le pertenecía a la asociación de jugadores que preside Álvaro Ortiz, para hacer un pago parcial de los adeudos ¿Ya les habrá regresado ese dinero? 

¿Acaso a usted su patrón le puede tomar dinero de su salario y él decidir si lo presta a alguien más? ¡Por supuesto que no! Pues sería además de inmoral, también ilegal. Eso precisamente fue lo que hicieron Yon de Luisa y Enrique Bonilla; le quitaron el dinero que era de la AMFPro y con él dieron un anticipo de adeudos para quedar bien”. Salieron muy listos para utilizar el dinero ajeno:

He tomado la decisión ejecutiva de disponer de un fondo de 18 millones de pesos que cada año se aportan a la Asociación de Jugadores, para que esté a partir de la siguiente semana a disposición de la Comisión de Conciliación y Resolución de Controversias”, declaró De Luisa

Aval solidario

El fondo no era una caridad, el fondo pertenece legal y administrativamente a la asociación de futbolistas, solo ellos podían decidir en que ocupaban esos recursos. ¿Por qué De Luisa no tomó esa decisión, pero con el dinero del pago de derechos de la selección o de los ingresos de SUM, o bien de las millonarias entradas por patrocinios?  ¿Por qué de los recursos asignados a los jugadores? 

Por supuesto que la Federación Mexicana de Futbol tenía y tiene responsabilidad legal, administrativa y ética, pues de alguna manera es el aval solidario de los equipos que tiene como socios o afiliados como lo era Veracruz. Por ello, si alguno de ellos incumple algún pago con la FIFA, el máximo organismo del futbol reclama y exige el pago a las Federaciones no a los equipos. Así de simple, quien debería cumplir con todos los adeudos de manera total, en su calidad de Aval, sería la FMF. Después irse a juicio y meter al bote a los infractores, eso sería lo éticamente justo, lo legal, si es que fueran una institución transparente y honesta. 

Fianza obligatoria

En la teoría y de acuerdo a sus propios estatutos y el reglamento de competencia de la Liga Mx, para evitar este tipo de eventualidades, adeudos, faltas de pago –a través de su artículo número 65, numeral 2, página 63– se solicita que cada equipo garantice su operación a través de una fianza. 

El artículo expresa lo siguiente: Los Clubes que manifiesten un comportamiento irregular en el cumplimiento puntual de sus obligaciones, o que presenten algún riesgo para la LIGA MX a juicio de la Presidencia Ejecutiva de la LIGA MX, o su Asamblea de Clubes, podrán ser requeridos para exhibir una póliza de fianza o carta de crédito o garantía líquida a favor de la Asociación, por la cantidad de USD 10,000,000.00 (DIEZ MILLONES DE DÓLARES) con una vigencia de dos años” Si la FMF cumpliera a cabalidad con sus reglamentos, no existiría ningún problema incluso si existieran adeudos; No pagas, hago efectiva la póliza, pago las deudas registradas y te echo de mi liga”, así de simple, el tema es que ni las reglas que ellos mismos imponen respetan. 

Pecados de Doña Fede

¿Quién es el beneficiario de la Fianza? SOLO la FMF ni los jugadores ni la AMFPro. Si hay adeudos, Doña Fede cobraría la fianza y posteriormente pagaría los que existan. ¿Quién debe revisar, cotejar, certificar ante las autoridades competentes que la fianza sea válida, que está pagada y que está perfectamente auditada y en orden para poder hacerse efectiva? La FMF. ¿Quién es responsable si, por el contrario, no se audita, no se certifica esa fianza, y se da como válida una simple caratula, un papel con el logo de la afianzadora? Por supuesto que la FMF.  

Acaso NO tenían contratada a la firma auditora Ernst & Young para certificar equipos, operaciones y procedimientos de equipos que quieren ascender. Una firma multada en USA por 100 MDD por hacer trampa al falsear datos y auditorias, en el pecado llevaron la penitencia. 

Si usted abre un negocio y su empleado no tramita uno de los permisos o acepta uno falso y la autoridad lo sorprende; ¿castigaran al empleado desleal o a usted como dueño? El empleado puede ser sancionado, pero la multa y los daños los pagara usted como propietario del negocio.  Aquí el mismo caso con la fianza, la Federación tiene la mayor responsabilidad y culpabilidad por ni siquiera revisar lo que exige para sus afiliados ¿o no? 

Juegan sin finanzas

¿Todos los equipos de la Liga MX presentan esa fianza vigente o hay excepciones y solo algunos equipos lo hacen? La vez que pudimos acceder de manera remota a los archivos del CIDE –de la mano de un ejecutivo de un equipo de la Liga Mx que tiene acceso– por lo menos en ese momento no aparecían en el sitio cibernético las fianzas de muchos equipos de la Liga Mx. 

Sería extraordinario que la AMFPro tuviera copia de la fianza vigente de cada equipo para que las evaluara, certificara y pudiera evitarse los graves problemas como el de Tiburones. Total, el que nada debe nada teme, ¿o les dará frio? Si es así, yo podría recomendarles algunas tiendas de abrigos en Toluca. 

Si Doña Fede cumpliera de manera cabal lo que estipula en sus propios reglamentos sobre las fianzas, NO tendrían ningún problema en certificar a ningún equipo para que pudiera ascender. Pues si estos equipos consiguen la fianza certificada que exigen, entonces los gastos de operación de los equipos estarían asegurados. ¿Cuál sería el problema? ¿Entonces para qué fianza y además la simulación de una certificación que pueden ser simuladas como las muchas que realizó a Ernst & Young en Estados Unidos?  

Las dudas sobre si todos los equipos presentan o no sus fianzas crecieron a medida de las declaraciones que Fidel Kuri Grajales hizo hace DOS AÑOS. Kuri afirmó categórico que Enrique Bonilla le permitió que jugara la temporada SIN presentar fianza alguna, como lo documenté en la columna Aparece fianza, pero no el dinero publicada el 07 de enero del 2020:

A mediados del año pasado le dije a Bonilla, a mí me friegas y friegas con fianzas, ¿y las fianzas de los demás equipos? Y me dice: ‘esque ellos NO necesitan fianza’. ¡Cómo no van a necesitar fianza si esto es por reglamento! Dame copia de todos los equipos para que YO te dé mi fianza. ‘¡Entonces mejor NI la pagues!, ¡no hay pedo!, NO me des fianza”. Hoy bien sabemos que ¡Sí hubo pedo! Y un pedo legal muy grande; hoy decenas de familias siguen sin cobrar. 

No existe fianza alguna

¿Y entonces la caratula de una supuesta fianza de 10 millones de dólares que con alegría y entusiasmo tanto presumió Yon de Luisa a la prensa amiga hace dos años es falsa?  Pero la pregunta más importante es: ¿Se pagó? Porque si no está pagada, no existe, queda anulada de inmediato como cualquier póliza de seguro que usted contrate. Era necesario preguntarle eso al acusado y me repitió lo que desde hace años me había confirmado: –¿A ver Fidel, pagaste o no pagaste la fianza? –expresé. “Aquí ni siquiera hay fianza, ni siquiera la solicite. Aquí que no digan mentiras, ¡no hay fianza! No existe fianza alguna…”, respondió. 

Entonces, ¿cómo cobrar algo inexistente? esto explica por qué luego de tres años, la FMF por su negligencia administrativa no ha podido cobrar nada. NO se ha podido demostrar el pago de la fianza. Tampoco hay evidencia del correo electrónico obligatorio legalmente donde aceptan ser beneficiarios de la fianza, ni el de Kuri Grajales, aceptando el cobro de la póliza por eso las negativas de Sofimex en pagar, por eso el juicio, por eso jugadores y trabajadores siguen esperando años por sus pagos. 

Lo que llama poderosamente la atención en el juicio es que los apoderados legales de la FMF –en declaración confesional ante el juez décimo cuarto de lo civil en la Ciudad de México– reconocieron que la empresa de Fidel Kuri Grajales había pagado y que no tenía adeudos. ¿Por qué el abogado de la FMF aceptó eso en la confesional?  

SI los dichos de Kuri y la confesional es ciertas, porque en otro de los juicios y ante autoridad judicial primero reconocen que Fidel Kuri ya no tenía adeudos, pero a su vez exigen pagos de deudas anteriores como lo documente en la tercere entrega de mi columna; “Fianza fantasma, los errores de Doña Fede” publicada el 08 de diciembre del 2020 ¿Alguien puede entender semejante incongruencia?

Notificaciones falsas

Por si esto fuera poco, en este juicio que involucra a Sofimex y a la Federación se efectuó un acto fraudulento. Se intento dar como notificado a Fidel Kuri de manera falsa. El notificador testificó por escrito que había ido a notificar a Fidel de manera personal al penal de Almoloya de Juárez. La defensa del empresario consiguió demostrar con la carta del director del penal, que el día de la supuesta notificación a Kuri Grajales, no había registro ni en video ni por escrito de su visita al penal; por tanto, la notificación era falsa, nunca se dio.  

Usted se preguntará, ¿por qué las chicanadas más comunes de muchos abogados es falsear las notificaciones? La respuesta es simple: para dejar en indefensión a los acusados. Si el juez acepta como válida una notificación que NO se realiza en realidad, el acusado al no estar enterado no responderá en el tiempo legal y la acusación o los dichos en su contra se tomaran como válidos por los juzgadores. De eso se trata esta trampa, el modus operandi en esta telenovela.  

La serie que viene

A esta telenovela, le sobran intrigas, engaños, mentiras, corrupción de autoridades, traiciones, conflictos de interés, abuso del poder de gente poderosa, elementos más que suficientes para poder llevar a la pantalla esta historia. 

En los últimos años, se ha hecho costumbre litigar a través de series de televisión o el cine que han tenido efectos desbastadores para demostrar la corrupción de autoridades al quedar en evidencia. En el 2008, el documental Presunto culpable” provocó que Toño –un joven encarcelado injustamente víctima del corrupto sistema– fuera liberado y exonerado. La trama utilizó el lema: En México ser inocente no basta para ser libre”. 

Y aunque no lo reconoce públicamente, todo nos hace suponer que la estrategia de Kuri Grajales y sus abogados –ya sea por justicia o por venganza– es desnudar a través de documentos, fotografías, audios y videos prohibidos la podredumbre que emana en las entrañas de algunos miembros de la Federación Mexicana de Futbol, al igual que la corrupción de las autoridades judiciales del Estado de México. 

No sería extraño que también aparecieran evidencias de intentos de extorsión por parte de un hijo de un conocido exministro de la SCJN, pretendiendo negociar libertades y amparos federales fast track. ¿Sabrá de esto el presidente de la Corte Arturo Zaldívar o se enterará en la próxima serie documental?  

Al respecto, Kuri Grajales confirmo la existencia de un documental con su historia, pactadaya con una empresa estadounidense y dio sus razones: 

porqué aquí, puta (sic) te bloquean, imagínese.  Sí me buscaron, ya hay un precontrato. No puedo hablar de esto porque hay un acuerdo de confidencialidad, pero bueno ya cuando sea el momento hay que hacerlo porque aquí hay mucha injusticia y no solo para mí, se lo vuelvo a repetir; yo no soy una banca paloma, pero me están juzgando por algo que no cometí, que pague quien tenga que pagar, saldré yo, pero entraran otros…”

En cada entrega muchos amigos me preguntan: “¿Por qué sigues escribiendo sobre el tema si tus amigos y colegas no lo replican en sus medios?” Yo les respondo: “¿Y por qué no seguir haciéndolo?” No escribo para mis colegas ni para ganar likes. El periodismo a diferencia de la democracia se ejerce en la búsqueda de la verdad –que no se otorga por mayoría de votos– y a veces el silencio es la mejor señal de que estamos en el camino correcto. Me debo a mis lectores, a mis radioescuchas, no a mis colegas, ni sus medios. Nunca me han gustado los lugares comunes y así lo seguiré haciendo.  

Esta entrega continuará…. por hoy se nos acabó el espacio.  

Entre el periodismo insípido de los que no se comprometen con nada y el periodismo fogoso que se vuelve propaganda, hay un camino medio: el del periodista que muestra hechos y los hace entender”. 

Javier Darío Restrepo 

COMPARTE

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp