Skip to content Skip to footer

Lluvias desbordan río en Mexicaltzingo, familias lo pierden todo en la inundación

“Es la primera vez que nos pasa con esta magnitud, no se había registrado con tanto destrozo. La lluvia fue muy fuerte”, señaló uno de los afectados

El señor Edgar Estrada lo perdió todo. La fuerte lluvia que azotó este martes a la colonia Mazachulco, en Mexicaltzingo, provocó que el rio Jaral se desbordara y su domicilio resultará afectado junto con otras 39 viviendas.

No te pierdas: Inundaciones en el Edomex, el desastre anunciado

“Es la primera vez que nos pasa con esta magnitud, no se había registrado con tanto destrozó. La lluvia fue muy fuerte”, señaló.

Refrigerador, camas, sala, lavadora, ropa y trastes de cocina fueron pérdida total. “Todo, todo lo que había lo perdimos. Ahorita solo el lodo que quedó adentro estamos sacando, junto con las cosas que no se veían ayer por el nivel del agua.

Autoridades y vecinos afectados realizan los trabajos de limpieza en su casa. Fotos: Claudia García

“Ahorita los doctores, bomberos, policías nos están ayudando con la limpieza que comenzamos desde las ocho de la mañana. Ayer ya no pudimos seguirle, le paramos a las cuatro de la mañana y eso porque ya no veíamos”.

Falta de limpieza en el río

De acuerdo con los vecinos de Mazachulco, el río Jaral –que atraviesa por la comunidad– tenía que ser desazolvado desde hace varios meses para evitar las inundaciones.

Anteriormente los mineros mantenían este río limpio y con un desazolve. Antes la profundidad era más o menos de la altura de un camión de volteo, y hoy las autoridades apenas quitan tantito lodo y dejan los tapones debajo de los puentes”.

Edgar señala que desde hace 10 años no se hacen trabajos de limpieza correctos en el cauce, lo que provoca que cada temporada de lluvias los vecinos resulten afectados y lo pierdan todo.

Algunos vecinos perdieron totalmente sus pertenencias debido a las inundaciones. Fotos: Claudia García

“Ahorita ya está la maquina pero solo le viene quitando un medio metro y eso no sirve, porque una lluvia normal lo llena de nuevo. Aquí se necesita por lo menos unos cuatro metros de profundidad”.

En la zona siguen los trabajos de limpieza por parte de vecinos, elementos del Ejército Mexicano; policías municipales y estatales, y brigadas de salud.

Se espera que para esta noche las familias afectadas puedan regresar a sus domicilios.