Skip to content Skip to footer

Víctimas de la violencia, negocio de Toluca cierra ante ataques armados

Vecinos de la colonia Vicente Guerrero aseguran que la respuesta de la policía ha sido insuficiente

Dos atentados contra el negocio Aceros y Materiales “El Oasis” en Toluca obligaron a los dueños a cerrar; temor a ser agredidos una vez más.“Pensamos que eran como unas tarimas que se habían caído”, comenta un vecino que atestiguó la balacera registrada el pasado lunes en contra del negocio, ubicado sobre Venustiano Carranza en la Colonia Vicente Guerrero.

Lee: Deja dos lesionados balacera en zona de bares de Toluca

“Estaba ahí su carro estacionado, corrieron bien espantados, se subieron en chinga…”, replica otro vecino que describe como “escuincles” a los gatilleros; “venían en un Jetta blanco”, asegura. Tras las detonaciones algunos habitantes de esta colonia salieron a ver lo que sucedía, la mayoría se resguardaron.

Un día después, se escucharon nuevos tiros: “estaba tendiendo y se oyeron balazos, era una moto, se bajó uno a disparar contra los materiales”, comenta una testigo. En esta ocasión, la balacera ocasionó una escena de pánico entre las personas que se encontraban en el tianguis de la colonia.

Los vecinos señalan que en ambas ocasiones la policía tardó en llegar al lugar. “Me podrán enviar una patrulla al Negocio de Materiales para construcción Venustiano Carranza 2413 Pte nos valearon 2 personas (sic)”, se lee en uno de los mensajes de WhatsApp del grupo que conformaron los vecinos para estar al tanto de la seguridad.

“Nuevamente se solicita otra patrulla para Materiales el Oasis, acaban de balacear otra vez”, se escucha otro audio correspondiente al martes 7 de diciembre.  “Tenemos mucha demanda de trabajo, la unidad se encontraba en otro auxilio; es muy importante contar con su comprensión en estos casos y en el tiempo del traslado!! (sic)”, responde ante los reclamos uno de los policías del grupo.

Los testigos señalan que los hechos de violencia podrían obedecer a un presunto acto de intimidación por el cobro de piso. De manera anónima, los vecinos narran que poco a poco la violencia es más común en lo que antes se consideraba una colonia “tranquila”. Secuestros, balaceras, extorsiones y asesinatos han cimbrado la memoria de los habitantes de la Vicente Guerrero. Los asaltos, robos a negocio y “cristalazos” son el pan de cada día.

Tan solo unos meses atrás, asaltaron a la tienda que se encuentra junto al Oasis que es una pequeña miscelánea que atiende una familia que reside en la misma colonia, narra una vecina. Hace unos años el secuestro de otro comerciante, cuyo negocio se encuentra cercano al Oasis, horrorizó a los colonos.

A 600 metros se encuentra un modulo de policías, pero los vecinos aseguran vivir en constante temor: “Ya no tenemos patrullas en la Colonia????”, preguntan a través del grupo de WhatsApp ante la lentitud con la que se atienden los llamados de emergencia. Sin embargo, el módulo al que hacen referencia se encuentra en total abandono.