Quieren destruir mi imagen: Gutiérrez de la Torre

El mismo día en que el líder con licencia del Partido Revolucionario Institucional (PRI) en el Distrito Federal, Cuauhtémoc Gutiérrez de la Torre, ratificó la denuncia de hechos contra quien resulte responsable por las acusaciones que lo señalan como el líder de una presunta red de prostitución que operaba desde las oficinas y con presupuesto del PRI-DF, más datos oficiales y documentación que lo inculpan fueron revelados por la prensa.

De acuerdo con documentos obtenidos por la periodista Carmen Aristegui, la dirigencia nacional del PRI en el DF pagó una indemnización de un millón de 170 mil pesos a tres mujeres que fueron contratadas como edecanes por Cuauhtémoc Gutiérrez hace más de 10 años y posteriormente despedidas por negarse a tener relaciones sexuales con el ex líder capitalino.

Los detalles de este juicio contra el llamado “príncipe de la basura” salió a la luz casi 15 días después que una investigación de Noticias MVS expusiera la supuesta explotación sexual de mujeres que Gutiérrez de la Torre realizaba desde hace años en el edificio sede del tricolor capitalino.

Los nuevos datos revelaron que, en 2003, la Junta de Conciliación y Arbitraje del Distrito Federal llevó a cabo un proceso de juicio laboral de tres mujeres en contra Cuauhtémoc Gutiérrez de la Torre; su asistente, Esperanza Delgadillo Smith; el Movimiento Territorial del DF –que presidía Gutiérrez de la Torre– y el PRI-DF por los mismos hechos. El “príncipe de la basura” a ha negado en diversas ocasiones haber efectuado hechos delictivos. Sin embargo, hasta el momento las pruebas dicen lo contrario.

Tras ratificar la denuncia contra presuntamente comete “delitos en su agravio”, Gutiérrez de la Torre también fue informado por  la Procuraduría General de Justicia del DF sobre la denuncia en su contra que hace días presentaron integrantes del Partido de la Revolución Democrática (PRD), donde lo acusan del delito de trata de personas y desvío de recursos públicos.

El pasado 3 de abril, un día después de que se revelaran detalles sobre su participación en una red de prostitución, el ex presidente del PRI en el Distrito Federal acudió a la PGJDF para presentar una denuncia de hechos “contra quien resulte responsable” por “la comisión de hechos constitutivos de delito cometidos en su agravio”.

Cuauhtémoc Gutiérrez de la Torre, ex líder del Partido Revolucionario Institucional (PRI) en el Distrito Federal, se lanzó contra los medios de comunicación y dijo que sólo han hecho “escarnio de una gente que a lo único que a lo que se ha dedicado es a trabajar a favor de su partido”.

Afuera de las instalaciones de la Procuraduría, el ex líder priista se lanzó contra los medios de comunicación y dijo que se presentó a esa dependencia porque “le tengo confianza, ésta es la que debe investigar y no ustedes medios de comunicación”.

Gutiérrez de la Torre dijo que la Procuraduría capitalina hará su trabajo sobre las acusaciones que lo señalan como el líder de una presunta red de prostitución.

Sin embargo embistió contra los medios de comunicación y exigió que  ”dejen hacer su trabajo” a la PGJDF.

“Ustedes han pasado de la libertad de expresión al libertinaje de expresión, han destruido una imagen, ustedes no son abogados dejen que los ministerios públicos y las fiscalías hagan su trabajo, ellos sabrán si procesan o no”, expuso el priista.

LA INVESTIGACIÓN

El pasado 2 de abril se dio a conocer que Cuauhtémoc Gutiérrez de la Torre, dirigente del Partido Revolucionario Institucional en el Distrito Federal, operaba una red de prostitución desde sus oficinas.

El anunció causó indignación en la sociedad, en los partidos de la oposición y en el propio tricolor, que fue el primero en deslindarse de dichas acusaciones.

De inmediato, el Partido de la Revolución Democrática presentó una denuncia ante la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF) contra Gutiérrez de la Torre, por lo que la dependencia inició una investigación del caso.

Sin embargo, el ex dirigente priista interpuso una denuncia ante la misma fiscalía, porque dijo que se trataba de “un caso de extorsión”.

Dos días después del escándalo protagonizado por el ex dirigente del tricolor en el DF, César Camacho Quiroz dijo a reporteros de los medios que “el PRI deja clara la distinción entre la eventual responsabilidad de alguien y el partido que dirige”.

“El PRI no exonera, ni inculpa a nadie porque no es su papel. La autoridad competente es la que lo debe hacer”, aclaró el líder nacional del Revolucionario Institucional, quien agregó que “las conductas penales son conductas personales”.

Camacho agregó que el caso de vinculación de Gutiérrez de la Torre con una supuesta red de prostitución “no tiene por qué afectar a una organización política”.

Sin embargo, Cuauhtémoc de Gutiérrez de la Torre fue separado de su cargo para aclarar  las acusaciones en su contra. Hasta el momento 15 empleados del PRI-DF han declarado sobre el caso, por lo que las indagatorias continúan para esclarecer esas acusaciones, informó la PGJDF.

Ríos Garza también dio a conocer que personal de la Fiscalía de Asuntos Especiales realizó en días pasados una inspección ocular en las oficinas de ese instituto político, con el objetivo de recabar datos que coadyuven con la indagatoria.

El Procurador aseveró que la dependencia a su cargo continuará con todas las diligencias que sean necesarias para el debido esclarecimiento de los hechos, por lo que prevé que otras personas se presenten a declarar.

PRI-DF PIERDE JUICIO

La demanda laboral, iniciada el 26 de julio de 2003,  establece que las mujeres fueron despedidas de ese instituto político debido al acoso sexual que sufrían por parte de Gutiérrez de la Torre.

En el expediente 1015/2003 que se radicó en la junta especial número seis de la Junta de Conciliación y Arbitraje del DF, consta que Gutiérrez, su asistente, el Movimiento Territorial  y el PRI-DF contrataron a las mujeres en diciembre de 2002. Sin embargo, a los cinco meses fueron “despedidas de manera injustificada por lo que reclamaron una indemnización”.

En su escrito de demanda las tres jóvenes dijeron que mientras trabajaron en la dirigencia del PRI-DF, entre diciembre de 2002 y abril de 2003, fueron acosadas por el entonces Diputado Cuauhtémoc de la Torre que les advirtió que tenían que acostarse con él.

“Para eso les pago un buen salario ¿Les parece poco la cantidad de ocho mil pesos que les vengo pagando por mes? Por lo tanto no pueden poner peros.

Yo siendo Diputado Asambleísta del PRI tengo todos los medios para hacer lo que me venga en gana”, fueron las palabras del ex  líder del PRI que es investigado por una red de prostitución que operaba en el PRI-DF.

Para acreditar la relación laboral, las jóvenes presentaron cartas de recomendación firmadas por Esperanza Delgadillo Smith donde constaba que trabajaron por cinco meses.

Sin embargo, el 13 de noviembre de 2009 la Junta de Conciliación y Arbitraje del DF negó la veracidad de los documentos y eximió a Gutiérrez y al PRI-DF.

Ante la negativa, las mujeres acudieron a un tribunal federal donde ganaron un amparo que acreditó a las cartas como pruebas.

En consecuencia la Junta de Conciliación y Arbitraje tuvo que emitir un nuevo laudo en el año del 2010 en el que reconoció que el PRI-DF tenía un adeudo de 1 millón 55 mil pesos a cada una de ellas. Sin embargo, el PRI-DF llegó a un acuerdo el pasado 27 de abril de 2011 a donde a dos de ellas se les pagó 380 mil pesos y a una más 420 mil pesos.

(Con información de SINEMBARGO.MX)