Skip to content Skip to footer

Pobreza y violación de derechos humanos, la grave enfermedad de Tenancingo

Los 667 casos positivos y las 135 defunciones acumuladas por covid-19 son apenas una parte del problema que representa la gestión de la salud en un contexto de desigualdades

Las condiciones de pobreza, la falta de acceso a servicios y la desinformación son algunas de las dificultades que afronta la población de Tenancingo y que durante la pandemia se han profundizando.

David Tapia, defensor de derechos humanos de Tenancingo

Cesar David Tapia, defensor municipal de Derechos Humanos de Tenancingo para el periodo mayo 2019 a mayo 2022, habló en entrevista sobre su diagnóstico del municipio y la labor que ha debido realizar desde un cargo de reciente creación, que la mayoría de la población aún desconoce.

Los derechos humanos son un tema novedoso, a pesar de que van 10 años de la reforma constitucional, sin embargo hay un largo camino que recorrer para que la población entienda qué son los derechos humanos y cómo poder ejercerlo […].

La defensoría solamente es una institución que funge como herramienta al servicio de la sociedad civil que busca mejorar sus condiciones de vida o que, a través de la denuncia y queja, buscan desmantelar esas estructuras represivas del estado que dañan, atentan o denigran la dignidad humana”.  

Alcanzar y mantenerse en el espacio de defensor de derechos humanos no ha sido sencillo para David Tapia: ha tenido que sortear las dificultades que implica llegar a un cargo público de manera independiente, para realizar una labor vinculada a los intereses sociales y no a los grupos políticos que se encuentran en el gobierno.

David considera que los espacios de las defensorías municipales son herramientas de las cuales la población debería apropiarse, pues pueden convertirse en un contrapeso importante que limite el autoritarismo o las prácticas negligentes de las autoridades.

Las defensorías municipales de derechos humanos son organismos públicos autónomos que se coordinan con la comisión de derechos humanos, con los Ayuntamientos respectivos y con la sociedad civil […]. Tienen por objetivo promover la cultura de los derechos humanos en los municipios y también recibir quejas que son remitidas a la Codhem, sobre presuntas violaciones a derechos humanos”.

Para entender mejor el planteamiento hecho por el también antropólogo social, es necesario revisar la situación del municipio durante la pandemia y como ha sido la intervención de la defensoría en los distintos contextos.

Tenancingo en pandemia

En Tenancingo viven 104 mil 677 habitantes. Durante la pandemia ha registrado 667 casos positivos y 135 defunciones, es decir menos del 1 por ciento de la población ha sufrido de covid-19. Sin embargo, la gran mayoría sufre o ha sufrido algún problema relacionado con la violación a sus derechos humanos.

De acuerdo con Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), en el municipio al menos 60 por ciento de la población vive en la pobreza y de este porcentaje, más de 13 mil personas se encuentran en pobreza extrema.

Lo anterior quiere decir que la mayoría de la población tiene al menos una carencia social —rezago educativo, acceso a servicios de salud, acceso a la seguridad social, calidad y espacios de la vivienda, servicios básicos en la vivienda y acceso a la alimentación— y que su ingreso es insuficiente para adquirir los bienes y servicios que requiere para satisfacer sus necesidades alimentarias y no alimentarias.

Mediación laboral

Como en el Estado de México y en el país, en Tenancingo la falta de empleos orilla a la población al comercio informal.

Las restricciones durante las primeras semanas de pandemia trajeron molestias y confrontación entre  comerciantes y Ayuntamiento en esta demarcación.

Para lograr sortearlas, la defensoría municipal medió el conflicto y mediante la articulación de los comerciantes y las recomendaciones de la CODHEM dieron salida a la implementación de filtros sanitarios.

La defensa del agua

San José Chalmita

Otro de los temas relevantes para la defensoría ha sido el relacionado con el agua.

Uno de los casos más sonados al respecto fue el de San José Chalmita, localidad más alejada de Tenancingo y donde el sistema de bombeo funcionaba sin contrato con la CFE, por lo que esta cortó el suministro de energía, evitando así el acceso al agua de la población, y además multo a la comunidad con medio millón de pesos.

La defensoría documentó el tema y llegó a la conclusión de que el Ayuntamiento realizó la obra de bombeo, pero nunca hizo el debido contrato con la CFE.

Mediante la intervención del área de Derechos Humanos y la exigencia de la población, el Ayuntamiento terminó pagado el 70 por ciento de la deuda, con ello la comunidad goza del mínimo de acceso al agua.

Lee más: Avanza San José Chalmita en la lucha por recuperar suministro de agua potable

El desabasto en las comunidades

Sin embargo este no es único conflicto por el agua: en Tenancingo varias de las 88 comunidades acusan un desabasto de agua potable, incluso en la cabecera municipal hay colonias que reclaman el tema.

David Tapia señala que, en efecto, los mantos acuíferos ya no tienen la misma capacidad que tenían antes, lo que vinculado a las condiciones del río que ha denunciado la defensoría, genera mayor vulnerabilidad de la población.

Este tema del desabasto del agua esta relacionado con otro tema el de contaminación ambiental […]. El río más importante del municipio es un río de aguas negras, que es consecuencia de un desarrollo insostenible”.

Te recomendamos: El santuario de Tenancingo convertido en río de desechos; don Artemio lucha incansablemente para rescatarlo

Capacitar desde los derechos humanos

Un tercer aspecto que resalta la Defensoría Derechos Humanos de Tenancingo es la capacitación que han dado de manera constante a los servidores públicos.

Le estamos apostando a una capacitación constante a los servidores públicos, pues iniciamos varios tramites de quejas en donde los ciudadanos llegan a quejarse de algún maltrato por parte de los servidores públicos”.


Si bien los derechos humanos son fundamentales para el avance de todas las sociedad, aún están lejos de la mayoría de la población que vive en condiciones de desigualdad. Para David Tapia, esta es la causa de su lucha constante.

Todas las personas podemos acceder a esa vida digna que nos merecemos y que hoy en día no es una realidad para todas las personas, por eso hay que seguir impulsando estas luchas por la defensa de los derechos humanos”.