Skip to content Skip to footer

Además de joyas de oro, regala Tlalnepantla autos y motos al Suteym

Por tres autos y siete motocicletas, el gobierno municipal pagó 1 millón 148 mil 690 pesos

El Ayuntamiento de Tlalnepantla adquirió autos de último modelo y motocicletas con un monto de casi un millón de pesos a finales del 2020, primer año de la alerta sanitaria por covid-19, misma que agravó la situación financiera a nivel municipal, estatal y federal.

La adquisición con fecha de septiembre —del año previo al proceso electoral—corresponde a la compra de tres autos sedán de la línea Vento Startline del año, cada uno con valor de 230 mil 450 pesos. Y 691 mil 350 en total, por los tres vehículos.

Tal vez te interese: Subastarán predio para disminuir deuda pública de Tlalnepantla

En el mismo contrato con folio MTB/OM/SRM/IR/014/2020 se acuerda la compra de siete motocicletas tipo Honda y cilindrada de 150 con valor unitario de 42 mil 700 pesos; y 298 mil 900 pesos por las tres motos.

Tanto los autos como las motocicletas fueron compradas a la concesionaria Dizar S.A. de C.V. El total pagado por el ayuntamiento asciende a 990 mil 250 pesos, más la cantidad de 150 mil 440 por el concepto de valor agregado.

En total, se efectuó un gasto de 1 millón 148 mil 690 pesos.

De acuerdo a la Plataforma Nacional de Transparencia, el motivo de la adquisición de los vehículos es para ser rifados al personal sindicalizado adscrito al municipio de Tlalnepantla de Baz.

Se indica que la entrega de los bienes se realizó en el inmueble con dirección coincidente a la ubicación de la Bodega perteneciente al Sindicato Suteym en Tlalnepantla.

Dicha dirección coincide con la entrega de anillos y relojes entregados al sindicato de acuerdo a otro contrato de compraventa:

Lee: Despilfarra Tlalnepantla tres millones de pesos en anillos de oro y relojes para el sindicado

El reciente convenio entre la actual administración del gobierno local y el sindicato no contempla la entrega de dichos vehículos.

El municipio está inmiscuido en una gran crisis financiera que ha provocado la LX Legislatura venda un predio para tratar de aminorarla. La Comisión de Patrimonio Estatal y Municipal del Congreso local autorizó al ayuntamiento de Tlalnepantla desincorporar de su patrimonio y enajenar mediante subasta pública el predio conocido como “Antiguo Tiradero Municipal”.

Lo anterior para destinar esos recursos al pago de pasivos de un crédito contratado en administraciones anteriores con el Banco Nacional de Obras y Servicios Públicos, por un monto original de 460 millones de pesos (mdp).